Paco Méndez, el sastre de toreros extremeño que se reinventa

Nos coge la llamada y lo primero que percibimos tras los saludos es, en el tono de voz, la sensación de satisfacción —exenta de arrogancia pues lo suyo brota espontáneo y natural— con la que empieza diciéndonos que acaba de adquirir una nueva maquinaria para su sastrería “que no creo que la tengan aún otras sastrerías de toreros”, y que su nuevo local, por el cual preguntamos, está en la misma calle Baden de siempre, de Talavera la Real, Badajoz, “solo que a unos metros del anterior”

Es Paco Méndez, el sastre extremeño, a quien hemos timbrado para que nos cuente cómo así se aventura en ampliar durante estos tiempos inciertos nada menos que su conocida sastrería de toreros.

—Ibas a expandir tus locaciones, recuerdo era algo que tenías en mente de la última vez que conversamos ¿Qué fue de ello?

“En Sevilla yo tenía ya el local, que lo conseguimos en muy buenas condiciones. La idea era darles servicio a la gente de por allí, del sur, que me podía venir bien.

“Pero, pensando mejor, recapacitando y pese a la situación, decidí no abrir Sevilla sino ampliar aquí. El local ahora ofrece más amplitud, donde los clientes pueden estar mucho más cómodos. Contamos con salas amplias de exhibición, probadores más cómodos, si desean entrar a ver el taller pues aquí hay mucho espacio donde pueden probar sus capotes y muletas”

—¿Quedaste conforme con la ampliación de tu local?

“Aún siguen faltando algunas cositas, recién llevamos un mes aquí en las nuevas instalaciones. Lo que falte se irá añadiendo poco a poco. Todos quienes ya lo han visto les parece bien. Han venido Antonio Ferrera y figuras, y todos ellos me han dado la enhorabuena. Le estamos dando otro servicio a los toreros”

—¿En que varía uno del otro, es decir del antiguo al actual?

“En relación al taller antiguo hay clara diferencia, entonces estábamos muy reducidos de espacio como sabeís. Incluso tenía áreas que prácticamente no utilizaba nana más como para almacenar cosas. La diferencia con el actual local es notoria. Entras aquí y ya te das cuenta dónde estás por más que no sepas nada de artículos de torear”

—¿Cuál es la finalidad, digámoslo así por dar este paso en las circunstancias actuales?

“Se trata de mejorar un negocio del cual vivo yo y mi familia de él, pero que los mismos toreros vean la evolución de la sastrería y se identifiquen con ella.

“Mira, te cuento, cuando yo empecé en esto pues apenas tenía un cuarto de 3 ó 4 metros cuadrados y verme ahora pasar a un local de 280 metros, hacerle capotes y muletas a casi todas las figuras del toreo, toreros o a amigos que te digan ¡Oye, Paco, qué bien estás haciendo las cosas!”

—¿Necesitabas, con una firma posicionada, arriesgarte donde otros dudarían?

“El posicionamiento de una firma, una marca, implica constancia y esfuerzo. Fíjate, al principio ni los mismos vecinos sabían de qué se trataba lo que sucedía al lado suyo. Poco a poco y conforme fuimos haciéndonos conocidos y más visitados, pues ya lo advierten y se maravillan.

Ahora, lógicamente este nuevo local resulta algo más costoso, pero vale la pena. Considero que dentro de las cosas malas que han sucedido este año, algo bueno quedó como fue el haber sabido tomar decisiones, ya te digo, desde reinventarse con las mascarillas que empezamos a confeccionar para sacar adelante este parón que a todos nos ha afectado, pero profesionalmente nos ha venido bien”

—¿No te preocupa del lado de la recesión económica lo que se ven en los noticieros, supongo como todo en mundo?

“Pues de la situación actual que atravesamos, no me fío de las noticias ni de los políticos que esos les mienten hasta a los médicos.

“Es difícil la situación generada tras la pandemia y todo el mundo la estamos pasando mal, algunos en mayor o menor medida que otros pero que ha cogido a todos es un hecho. Fíjate, en mi sector colegas de mucha trayectoria están haciendo trajes de novias, pero es que no hay forma, si no te reinventas pues desapareces.

“Otros como Pedro Escolar han cerrado y yo me quedé con parte de lo suyo, ahora yo cuando necesito un apuro encargo algo con ellos. Otro muy importante definitivamente cerró”

—¿Aparte de haber concretado el reto del nuevo local, qué otras satisfacciones te deja tu labor?

“Tengo la satisfacción de haber podido posicionar el nombre y la firma de mi empresa. Hoy me jacto de tener no solo clientes entre las figuras sino que te consideren como amigo, un Antonio Ferrera, Rafaelillo, Morante, Fandi, Miguel Angel Perera, López Simón, Paco Ureña, el mismo Emilio (Serna) que está aquí visitándome viendo sus muletas, y no sé, si intento nombrar a todos quizás me olvido de alguno”

—¿Salvando las diferencias entre situaciones anteriores, pareciera que siempre te arreglas para reinventarte, qué factor origina esa determinación tuya?

“La necesidad te obliga a ser creativo y darle vuelta a la adversidad, es cierto, recuerdas lo que me sucedió antes de ser sastre, cuando toreaba y me dije, qué hacemos ahora. Bueno, me puse a coser capotes y el camino me ha llevado a lo de hoy.

“Igual de alguna manera ha sucedido ahora, esta situación de la pandemia nos ha obligado a ver la forma de salir adelante. Si tuviera que ir al campo o a la construcción lo tengo que hacer, no tengo ningún problema, en casa somos cinco y todos comemos. Pero dije, para seguir qué hago y el nombre de Paco Méndez era conocido, entonces me pidieron las mascarillas, los aficionados, las peñas”

—Muchas gracias Paco, fue un placer, aprovechamos para desearte un feliz cumpleaños este domingo.

“Al contrario, el gusto ha sido mío que se interesen por mi trabajo y darlo a conocer en este medio tan importante y gracias de verdad por el saludo”

_______________________________________________

______________________________________

Fotos: Lula Cebrecos

______________________________________

@TorosenelMundo_ 

_________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV

_________________________________________________________________________